Insensatez
- Este poema está debidamente registrado por su autora -

 

Nació con la pata coja.

Y con el pico torcido.

Pero creía del corral.

El más sabio y entendido.

Sus plumas eran de nácar.

De reflejos coloridos.

Y con ellas se empavonaba.

Cantando sus desatinos.

Subido en un mugre palo.

Trono a fuerza conseguido.

Verborrea su pensar.

En discursos anodinos.

Él se considera el gallo.

Amo y dueño. Investido.

Y pregona su sapiencia.

Como suerte del Destino.

Impone su pensamiento.

Cual si fuera religión.

Y no admite controversia.

Ni cábalas. Ni opinión.

Y en su vana sensatez.

Ignorancia muy supina.

Va dejando por doquier.

Asombradas. Las gallinas.


Música:

Banderita Chilena


 

 

 

 

 

Lee mi Libro de Visitas Firma mi Libro de Visitas