Molino de Sentimientos
- Este poema está debidamente registrado por su autora -

 

En las aspas de un molino.

Enredaste el alma mía.

Que tú. Viento huracanado.

Con mil vueltas deshacías.

Y en la tarde. Como al trigo.

Que al molino le robabas.

Eran giros. Sentimientos.

Que tu viento se llevaba.

Con la Luna. Ya creciente.

Y su luz afarolada.

El sentir de mis adentros.

En las aspas, tú colgabas.

Siete vueltas. Todo giros.

Un adiós en un suspiro.

Y mi alma, siempre envuelta.

En las aspas de un molino.


Música:

The Legend of Zelda


 

 

 

 

 

Lee mi Libro de Visitas Firma mi Libro de Visitas